Day Two

Esa fue su pregunta: ¿La amas?

Y mi respuesta nada certera fue: “no lo sé, en realidad no lo sé”.

Tome mi celular y lo cerré. Me fui al cuarto, y me quedé sentado un rato. Yo no espero ese tipo de preguntas tan violentas. Pero en realidad me ubico y me perdí por completo. La he querido desde que recuerdo. Mujeres como ella, son pocas. Son difíciles de amar, de sujetar y de lograr estar. Mujeres con una profunda aroma de libertad, con sueños tan reales que no creen en versos tan cotidianos. 

Quizás el miedo me arrastro desde aquella noche cuando deje ir a mi corazón solo, y se enfrentó con ella mientras mi razón miraba a lo lejos. Luego de allí, no he logrado ser el mismo chico. Supongo que ella tiene algo mío, que jamás he ido a buscar.

Dentro de mi hay una estúpida esperanza, y un deseo que sea lo que sea, quede así. 

#DayTwo #NuevoPost #ShortStories

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s